12. Patología del narcisismo y enamoramiento.

El término narcisismo designa la conducta por la cual un sujeto da al cuerpo propio un trato parecido al que daría al cuerpo de una persona a la que ama. Un narcisismo exagerado y enfermizo podría llevar a una persona a desarrollar una especie de “delirio de grandeza” y a abandonar el interés respecto del mundo exterior. Mientras menos nos interesemos en los otros y las cosas que nos rodean, más narcisistas seremos, lo que nos puede conducir a sobrestimar el poder de nuestros deseos y pensamientos. El peligro de una autoestima exagerada es que haría a un sujeto egocéntrico e individualista, excediendo en muchos casos el entendimiento con los demás. Esto también puede conducir a un hedonismo desmedido: Todo lo que se opone a mis derechos y a mi bienestar resultará injusto!

En el enamoramiento se ejemplifica la manera como opera el narcisismo en un sujeto. Cuando se enamora suele suceder que él resigna y abandona la propia personalidad y autoestima en favor del sujeto del que se enamora. Abandona sus propios intereses y sacrifica muchas de sus cosas y de su tiempo en favor de dicho ser. A esto se le denomina «sobreestimación de la persona amada». El sujeto afligido por un dolor orgánico y por sensaciones penosas, también resigna su interés por todas las cosas del mundo exterior que no se relacionen con su sufrimiento. Inclusive hasta cesa de amar. El enfermo retira sobre su Yo sus intereses sobre el mundo exterior, volviéndose egoísta. El estado del dormir también implica un retiro narcisista de las posiciones externas sobre el propio sujeto.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

340. El goce es lo opuesto al placer.

10. Los hijos de padres alcahuetas.

461. ¿Existe el TDAH? «A hijo hiperactivo, padre sin autoridad»